Recientemente, uno de los miembros de nuestro equipo, José Picó, escribió un artículo para la revista “Ruta maestra” de la editorial Santillana.

En “Un profesor llamado espacio“, José explica la importancia de los espacios físicos donde educamos y la falta de actualización de los mismos durante décadas. Espacios que se han quedado obsoletos y que no se corresponden en absoluto con las necesidades de la sociedad actual.

De su ingenio como arquitecto y su preocupación por la educación nació su empeño en mejorar estos espacios. Su lucha diaria se basa en concienciar a los colectivos implicados: padres, niños y profesores, incluyéndoles de forma directa en el proceso de cambio.

El artículo, de lectura obligada para todo aquel que sienta las mismas inquietudes por el futuro de la educación, habla de nuevos conceptos y metodologías de trabajo que empiezan a introducirse poco a poco en nuestro país. Desde el curioso proceso creativo “Design Thinking”, a la importancia de la Neuroeducación, o los nuevos códigos de aprendizaje como el trabajo cooperativo, inteligencias múltiples o el conocimiento compartido y global.

A través del espacio y las nuevas tecnologías, Jose invita a la revolución: el cambio en las aulas y el aprendizaje que se adapta a las nuevas formas de vida social. Arquitecto y profesor, ¿quién mejor que él para hablar de espacios educativos?

 

00-croquis-color